Type to search

Ergonomía e higiene postural en el ámbito laboral, artículo monográfico.

Categoría: ,
28 mayo 2021

AUTORES

  1. Andrea Blas Martínez. Graduada en Fisioterapia en la Universidad de Zaragoza. Fisioterapeuta en el Servicio Aragonés de Salud, Zaragoza.
  2. Adrián Jaime Sánchez. Fisioterapeuta en el Hospital de Barbastro. Salud. Huesca.
  3. Elena Villarroya Bielsa. Graduada en Fisioterapia en la Universidad de Zaragoza. Fisioterapeuta en el Servicio Aragonés de Salud, Zaragoza.
  4. Ana Rosa Iglesias Triviño. Diplomada en Fisioterapia en la Universidad de Granada. Fisioterapeuta en el Servicio Aragonés de Salud, Huesca.
  5. Rita Elena Soria Ayuda. Graduada en Fisioterapia en la Universidad de Zaragoza. Fisioterapeuta en el Servicio Aragonés de Salud, Huesca.

 

RESUMEN

La salud es un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades. Varios son los factores que pueden alterar dicho estado, y entre ellos podemos encontrarnos con los riesgos laborales, entre los que podemos destacar los malos hábitos posturales.1

La ergonomía trata de ajustar las condiciones de trabajo a las características del trabajador. La forma de actuar de la ergonomía consiste en identificar los riesgos ocasionados por las condiciones de trabajo y buscar soluciones para eliminarlos.2

La forma de identificar los riesgos ergonómicos es analizar las tareas que se realizan en el puesto de trabajo3, las herramientas que se utilizan y las condiciones en las que se desarrolla el trabajo.

La mejora en las condiciones ergonómicas de trabajo hace que se reduzcan las lesiones, mejore la salud y aumente la eficiencia y la productividad.

 

PALABRAS CLAVE

Higiene postural, trabajo, ergonomía, espalda.

 

ABSTRACT

Health is a state of complete physical, mental and social well-being, and not only the lack of diseases or illnesses. There are several factors that can alter this state, and among them we can find work risks, among which we can emphasise bad postural habits.

Ergonomics tries to adjust the working conditions to the characteristics of the worker. The way ergonomics works is to identify the risks caused by working conditions and find solutions to eliminate them.

The way to identify ergonomic risks is to analyze the tasks carried out in the workplace, the tools used and the conditions in which the work is carried out.

The improvement in ergonomic working conditions reduce injuries, improve health, and increase efficiency and productivity.

 

KEY WORDS

Postural hygiene, job, ergonomics, back.

 

DESARROLLO DEL TEMA

El objetivo básico de la ergonomía es garantizar que el espacio de trabajo esté en armonía con las actividades que realiza el trabajador.

Un concepto muy importante que no debemos pasar por alto cuando hablamos de ergonomía es el de:

“HIGIENE POSTURAL”: el cual podemos definir como el conjunto de normas, consejos y actitudes posturales, tanto estáticas como dinámicas, encaminadas a mantener una alineación de todo el cuerpo con el fin de evitar posturas y futuras lesiones4.

Generalmente, el principal objeto de protección (aunque no el único) es la “espalda”4 , ya que la excesiva carga de trabajo, la bipedestación a la que el ser humano no está acostumbrado y la propia tensión de la vida diaria pueden conllevar crisis de dolor y lesiones degenerativas de la columna.

 

La clave para tener una espalda sana es mantener un buen tono muscular paravertebral, mantener la morfología de los segmentos vertebrales móviles, así como vigilar las posturas que se adoptan4.

Podemos encontrarnos una serie de normas posturales genéricas, que nos ayudarán a evitar estos dolores de espalda tan comunes en nuestra sociedad:

  • Deberemos adoptar posturas correctas según la tarea que vayamos a realizar; reconociendo además la exigencia de cada una de ellas en cuanto a duración, dificultad e intensidad.
  • Deberemos respetar las curvas fisiológicas de la columna (lordosis cervical y lumbar y cifosis dorsal) y tendremos que evitar forzar la columna en curvas poco fisiológicas.
  • Evitaremos mantener demasiado tiempo una misma postura, ya que las posiciones mantenidas hacen sufrir la columna.
  • Aprender a movernos adecuadamente nos hará economizar en esfuerzos físicos y prevenir problemas de salud.

Normas de higiene postural en bipedestación y al caminar:3

 

Cuando realizamos un trabajo en el cual prestamos toda nuestra atención, tendemos a situarnos de la mejor manera posible para realizar dicha tarea, pero olvidando la peligrosa posición que adopta nuestra espalda. Como normas generales podemos encontrarnos:

  • No usar durante mucho tiempo zapatos de tacón alto. Un tacón de 1.5 a 3 cm es lo adecuado.
  • El material de trabajo debe situarse a una altura correcta, evitando tener que estar constantemente con la espalda flexionada o agachado, permitiendo el apoyo de los brazos.
  • Uso de reposapiés para la bipedestación mantenida: Para evitar la lordosis excesiva que se crea cuando pasamos mucho tiempo de pie, podemos colocar un pequeño reposapiés y situar en él uno de nuestros pies, lo que hace que el psoas ilíaco se relaje y “aplane” la curva lumbar.
  • En el plano frontal hay que evitar la rotación de la columna vertebral, cintura pélvica y escapular y repartir el peso en las dos extremidades por igual.
  • Se debe caminar con la espalda y la cabeza erguida, y sobre todo se evitará ir encorvado con los hombros en antepulsión.

 

Normas de higiene postural al trasladar y levantar cargas:3

No es más importante cuánto se levanta sino cómo se levanta.

  • Cuando trabajamos con cargas muy pesadas debemos despejar el camino y mantener los pies separados a la anchura de los hombros para tener una buena base de sustentación y un centro de gravedad bajo.
  • Para levantar una carga vertical, tendremos que flexionar las rodillas con la espalda recta. Cogeremos el peso con los dos brazos, manteniéndolo todo lo cerca que podamos del tronco para que el brazo de palanca sea menor y así la fuerza que repercuta en la espalda sea también menor.
  • Al cambiar objetos de posición, se girará todo el cuerpo en bloque, y giraremos con los pies, no con la columna.
  • No debemos levantar una carga por encima de la altura del pecho, porque como hemos mencionado anteriormente debemos flexionar los codos para mantener la carga lo más cerca al tronco posible.
  • Cuando sea posible, empujaremos en lugar de levantar.
  • Cuando tengamos que cargar objetos sobre el hombro, intentaremos llevar la mayor parte de la carga hacia delante.

 

Normas de Higiene Postural en la oficina y frente al ordenador:3

Las dimensiones del puesto de trabajo deben adaptarse a las dimensiones corporales de cada trabajador.

  • Altura del plano de trabajo: si se requiere del uso del ordenador, es conveniente que el teclado esté a la altura de los codos, por lo que la mesa debe estar ligeramente más baja; si por el contrario el trabajo implica leer y escribir a mano, la altura deberá elevarse hasta los codos.
  • La buena disposición de los elementos de trabajo nos permitirá evitar los movimientos forzados, para ello en el plano vertical para hombres se requiere una distancia al área de trabajo de entre 40 y 160 cm de altura y de entre 50 y 150 cm para mujeres. En el plano horizontal de entre 1 y 1.6 m. El ángulo máximo de rotación de la cabeza debe ser inferior a 35º.

 

La postura de trabajo es el segundo factor a tener en cuenta en el análisis ergonómica del puesto de trabajo en oficinas:

  • Mesa de trabajo: si la altura es fija se colocará a 70 cm del suelo, y si es regulable debe serlo entre 60 y 70 cm; la superficie mínima debe ser de 80 cm de fondo por 120 cm de ancho y con un espesor no mayor de 3 cm.
  • Reposapiés: son muy importantes si no disponemos de una mesa regulable en altura y deben tener de 2.5-5 cm de alto, 40 cm de ancho y 40 cm de profundidad con una inclinación de 10º.
  • Silla de trabajo: regulables en altura, giratorias o con ruedas. Con un respaldo alto y un buen apoyo lumbar o con un apoyo reclinable y graduable de 10 a 15º. Debe permitir mantener las rodillas alineadas o un poco más altas que las caderas y el apoyo de los pies en el suelo.
  • Reposabrazos: exigidos en aquellos trabajos que requieran una gran estabilidad de la mano y no puedan apoyar el brazo sobre el plano de trabajo. Deben tener entre 6 y 10 cm de anchura y su longitud debe permitir el apoyo desde el codo hasta el carpo incluido (todo el antebrazo).
  • Distancia visual: Debe comprender entre los 45 y los 55 cm con un máximo de 70 cm.
  • Pantalla: el ángulo óptimo en el que se debe orientar la pantalla es de 10-20º por debajo de la horizontal de los ojos y además debe ser móvil en las 3 direcciones.
  • Iluminación: son convenientes niveles de entre 300 y 500 lux para evitar deslumbramientos y fatiga visual.

 

CONCLUSIONES

La ergonomía y la higiene postural en el ámbito laboral es una tarea fundamental, ya que de ella derivan la salud1 y el bienestar de los trabajadores, la productividad y la calidad de los productos.

A pesar de lo evidente de esta afirmación, los puestos de trabajo3 en todo el mundo se suelen caracterizar por las constantes irregularidades de los principios básicos de la ergonomía y la higiene postural, ya que no existe una conciencia real sobre la importancia de una buena higiene postural en el puesto de trabajo.

Las ventajas que la ergonomía tiende a aportar se basan en la productividad y en la calidad, en la seguridad y la salud, en la fiabilidad, en la satisfacción con el trabajo y en el desarrollo personal.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Messite J, Warshaw LJ. Protección y Promoción de la salud.En: Mager Stellman, J.Enciclopedia de salud y seguridad en el trabajo. Madrid: Ministerio de Trabajo y Asuntos sociales; 1998 p.15,2-15,103.
  2. Fedotov IA, Saux M, Rantanem J.Servicios de salud en el trabajo. En: Mager Stellman, J.Enciclopedia de salud y seguridad en el trabajo. Madrid: Ministerio de Trabajo y Asuntos sociales; 1998 p.16.1-16-67.
  3. Instituto nacional de seguridad e higiene en el trabajo. Ergonomía: análisis ergonómico de los espacios de trabajo en oficinas.[Internet] Disponible: www.insht.es/InshtWeb/contenidos/documentación/FichasTécnicas/Ficheros/201a300.
  4. Ledesma J. Tu espalda es tuya, cuídala. Madrid. Instituto nacional de seguridad e higiene en el trabajo, 1995.