Type to search

Tumores cerebrales primarios: principales factores de riesgo modificables.

18 noviembre 2021

AUTORES

  1. Ignacio Bruna Barranco. Graduado Universitario en Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.
  2. Laura Martínez Giménez. Graduada Universitaria en Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.
  3. Begoña López Zapater. Diplomada Universitaria en Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.
  4. Rubén Maestre Aguilar. Diplomado Universitario en Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.
  5. Adrián Valdrés López. Graduado Universitario en Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.
  6. Mario Ezquerra Lou. Graduado Universitario en Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza, España.

 

RESUMEN

Los tumores cerebrales primarios presentan una incidencia de 7 casos por cada 100.000 personas al año. Sin embargo, cuentan con una baja supervivencia, y son los tumores sólidos más frecuentes en la infancia. Determinadas alteraciones genéticas aumentan las probabilidades de padecerlos. Dentro de los factores medioambientales se ha descrito con mayor relevancia a las radiaciones ionizantes; además, el uso de teléfonos móviles, pesticidas, contaminación del aire o exposiciones ocupacionales también podrían ejercer de factores de riesgo.

 

PALABRAS CLAVE

Enfermería, factores de riesgo, radiación ionizante, tumor cerebral.

 

ABSTRACT

Primary brain tumors have an incidence of 7 cases per 100,000 people per year. However, they have a low survival rate and are the most common solid tumors in childhood. Certain genetic alterations increase the chances of suffering them. Among the environmental factors, ionizing radiation has been described with greater relevance; in addition, the use of mobile phones, pesticides, air pollution or occupational exposures could also act as risk factors.

 

KEY WORDS

Brain tumor, ionizing radiation, nursing, risk factors.

 

INTRODUCCIÓN

Los tumores cerebrales primarios son aquellos procesos cancerígenos que parten de lesiones originadas en células del sistema nervioso central, siendo los dos tipos más comunes el glioblastoma y el meningioma. De hecho, el glioblastoma es el tumor maligno cerebral que se encuentra con mayor frecuencia, y que presenta una tasa de supervivencia bastante negativa al situarse cercana al 5% a los 5 años1,2.

La incidencia de estos tumores en adultos se encuentra en Europa cercana a 7 casos por cada 100.000 personas al año (en determinados países continúa creciendo) con una mortalidad próxima a 5 personas por cada 100.000 y año. A su vez, representan el tumor sólido más frecuente en la infancia, teniendo por tanto una gran trascendencia tanto en adultos como en niños3,4.

Diversas alteraciones genéticas como las que sufren los pacientes con neurofibromatosis tipo I y tipo II, así como mutaciones de los genes TP53, RB1 o EGFR, entre otros, se han ligado con la aparición de este tipo de tumores1,2. Por otro lado, determinadas patologías como la dermatitis atópica o el asma parecen mostrarse como factor protector frente a los gliomas1. No obstante, los factores medioambientales como la radiación ionizante pueden tener un papel importante en el desarrollo de los tumores cerebrales primarios1-3; por lo que el estudio de estos factores puede servir de gran utilidad para llegar a disminuir su incidencia, y para crear estrategias de prevención en las que pueden verse especialmente involucrados los profesionales de enfermería.

 

OBJETIVO

Establecer los principales factores de riesgo medioambientales involucrados en el desarrollo de los tumores cerebrales primarios.

 

METODOLOGÍA

Se efectuó una revisión bibliográfica mediante la búsqueda en varias bases de datos, entre las que se pueden mencionar PubMed, ScienceDirect y SciELO. Fueron elegidos aquellos artículos escritos en castellano o en inglés que aportaran la información necesaria para alcanzar el objetivo del estudio, y que además se hubieran publicado en los últimos 10 años.

 

RESULTADOS

Tras realizar una lectura crítica y analizar la documentación seleccionada, se llegó a que los principales factores de riesgo relacionados con los tumores cerebrales primarios son:

  • Radiación ionizante. Es probablemente el factor que mejor se ha podido describir y relacionar hasta la fecha con un aumento de aparición de los tumores cerebrales primarios. Esta asociación viene dada sobre todo por la exposición a este tipo de radiación en la infancia debido a causas médicas, pudiendo desembocar años e incluso décadas después en meningiomas o gliomas; además esta asociación es dosis respuesta, es decir a mayor radiación se haya expuesto, mayor será el riesgo de padecer con el paso del tiempo alguno de estos tumores1,3,5,6.
  • Exposiciones ocupacionales. Trabajar en determinadas industrias ya sea manipulando o estando expuesto a según qué materiales y compuestos puede incrementar las posibilidades de llegar a presentar este tipo de tumores; alguno de estos elementos son: caucho, cloruro de vinilo, mercurio, arsénico, plomo o petróleo. Además la ocupación de los progenitores puede afectar también a sus propios hijos2,5.
  • Compuestos nitrosos. Existe la hipótesis de que el consumo de nitrosaminas y nitrosamidas presentes en la alimentación, como en productos cárnicos procesados o curados y en mucha menor medida en la cerveza, pueden elevar las posibilidades de padecer tumores cerebrales; estos compuestos los podemos encontrar además en cosméticos o fármacos. Por otro lado, el consumo de vitamina C, vegetales, estatinas y aspirina pueden ser factores protectores frente a estos tumores3,6.
  • Pesticidas. Es un caso similar al mostrado en el epígrafe anterior, ya que las investigaciones realizadas muestran controversias en cuanto a si existe asociación de este factor con la aparición de tumores cerebrales; en cualquier caso, los estudios que sí han encontrado relación lo han hecho en agricultores con gran exposición a estas sustancias3.
  • Contaminación del aire. Es un factor que se puede tornar más importante en los países desarrollados de Europa debido a una elevada concentración de partículas cancerígenas suspendidas en el aire. Sin embargo, aunque la polución se ha asociado al desarrollo de determinadas patologías del sistema nervioso central como la enfermedad de Parkinson, todavía no se ha hallado una clara interacción con el desarrollo de tumores cerebrales, precisando de un mayor número de estudios3.
  • Uso de móviles. Las investigaciones muestran una gran heterogeneidad y diversas limitaciones que dificultan determinar si existe una verdadera relación entre el uso de telefonía celular con los tumores cerebrales. No obstante, los análisis realizados por el momento indican que los campos de radiofrecuencia emitidos por los móviles de forma prolongada (durante más de 10 años) sí podría vincularse con un incremento de neurinomas del acústico2,3,5,6.

 

CONCLUSIONES

El principal factor de riesgo medioambiental vinculado a los tumores cerebrales primarios es la radiación ionizante. También pueden aumentar las posibilidades de padecer estas neoplasias determinadas exposiciones ambientales, el uso de pesticidas, el consumo de compuestos nitrosos, la contaminación del aire y el uso de telefonía móvil; no obstante, se requieren de más estudios que confirmen o desmientan estas asociaciones.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Contreras LE. Epidemiología de tumores cerebrales. Rev Med Clin Condes. 2017;28(3):332-8.
  2. Castañeda CA, Casavilca S, Orrego E, García-Corrochano P, Deza P, Heinike H, et al. Glioblastoma: Análisis molecular y sus implicancias clínicas. Rev. Perú. med. exp. salud pública. 2015;32(2): 316-25.
  3. Vienne-Jumeau A, Tafani C, Ricard D. Environmental risk factors of primary brain tumors: A review. Rev Neurol. 2019;175(10):664-78.
  4. Sanz Cortés A, Olivares Crespo ME. Calidad de vida en pacientes con tumores cerebrales: importancia de las variables psicológicas. Clínica y Salud. 2015;26(1):23-32.
  5. McNeill KA. Epidemiology of Brain Tumors. Neurol Clin. 2016;34(4):981-98.
  6. Ostrom QT, Adel Fahmideh M, Cote DJ, Muskens IS, Schraw JM, Scheurer ME, et al. Risk factors for childhood and adult primary brain tumors. Neuro Oncol. 2019;21(11):1357-75.