Type to search

Osteoporosis en mayores de 65 años.

Categoría: ,
4 mayo 2021

AUTORES

  1. Beatriz Pablo Navarro. Enfermera en Hospital Materno Infantil Miguel Servet Zaragoza. Máster en Gerontología Social por la Universidad de Zaragoza.
  2. Sara Andrés Rueda. Enfermera en el Centro de Salud Parque Goya Zaragoza. Máster en iniciación a la investigación en ciencias de la enfermería por la Universidad de Zaragoza.
  3. Eliana Barrientos Jaramillo. Enfermera en Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa. Zaragoza. Máster en Salud Pública por la Universidad de Zaragoza.
  4. Gema Bermúdez Moreno. Enfermera en Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa Zaragoza. Máster Oficial en Gerontología social. Longevidad, salud, calidad por la Universidad de Jaén. Máster en farmacoterapia para enfermería Universidad de Valencia.
  5. Bárbara Hernández Artal. Enfermera en Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa Zaragoza.
  6. Hernando Antonio Guarin Duque. Enfermero en Hospital Universitario Miguel Servet Zaragoza. Máster en Salud Pública por la Universidad de Zaragoza.

 

RESUMEN

Introducción: La osteoporosis es la enfermedad metabólica más común y se encuentra estrechamente ligada a una disminución en la calidad de vida y un aumento de la mortalidad debido a las fracturas osteoporóticas. Afecta en mayor proporción a las mujeres y la fractura que causa con mayor frecuencia es la de cadera.

Objetivo: El objetivo principal es realizar una revisión bibliográfica sobre la información existente acerca de la osteoporosis en la tercera edad.

Metodología: Se realiza una revisión bibliográfica por las diversas bases de datos mediante los descriptores de ciencias de la salud y utilizando operadores booleanos.

Resultados: La osteoporosis es una enfermedad de los huesos caracterizada por una masa ósea baja y una alteración de la estructura del hueso que se vuelve más frágil. No presenta sintomatología y su principal manifestación son las fracturas. Se divide en dos tipos: primaria y secundaria. Menopausia, fracturas previas, antecedentes familiares y edad avanzada son considerados los principales factores de riesgo. Respecto a la prevención, tratamiento y cuidados, un estilo de vida saludable es la mejor herramienta.

Discusión-conclusiones: Es importante una buena educación sanitaria sobre la osteoporosis, en especial en la tercera edad, acompañada de un estilo de vida saludable que permita, en la medida de lo posible, evitar los efectos adversos de dicha patología.

 

PALABRAS CLAVE

Osteoporosis, fracturas osteoporóticas, densidad ósea, anciano.

 

ABSTRACT

Introduction: Osteoporosis is the most common metabolic disease and is closely linked to a drop in quality of life and increased mortality due to osteoporotic fractures. It affects women in a greater proportion and hip fracture is the most often one

Objective: The main objective is performing a literature review about the information of osteoporosis in old age.

Methodology: A literature review is carried out through the different databases using descriptors of health science and boolean operators.

Results: Osteoporosis is a bone disease characterised by a low bone mass and an alteration of the bone structure which makes the bones more fragile. It does not present symptomatology, with fracture as the main manifestation. It is divided into two types: primary and secondary osteoporosis. Menopause, previous fracture, family history and old age are considered the main risk factors. Regarding the prevention, treatment and care, and healthy lifestyle are the best recommendations.

Discussion-conclusions: It is important to have a good health education about osteoporosis, especially in old age, accompanied by a healthy lifestyle in order to avoid, to the extent possible, adverse effects of this pathology.

 

KEY WORDS

Osteoporosis, osteoporotic fractures, bone density, aged.

 

INTRODUCCIÓN

La osteoporosis es uno de los mayores problemas de salud en la tercera edad y va acompañado de un alto impacto económico sobre el sistema de salud1,2.

Siendo la enfermedad ósea metabólica más común, en 1993 la OMS la definió como “una enfermedad sistémica, caracterizada por una disminución de la masa ósea y un deterioro de la microarquitectura del tejido óseo que incrementa la fragilidad del mismo, con el consecuente aumento del riesgo de fractura” y establece el criterio de presencia de la enfermedad como una densidad mineral ósea menor o igual de 2,5 desviación estándar por debajo de la masa ósea promedio de personas sanas de 20 años, medida por densitometría ósea3.

La osteoporosis constituye un importante problema de salud pública debido a su asociación con fracturas por fragilidad. Las fracturas osteoporóticas disminuyen la calidad de vida, aumentan discapacidades y van ligadas a una mayor mortalidad y a un alto coste económico en la atención de personas mayores de 65 años4.

La prevalencia de esta afección es difícil de conocer ya que los pacientes que la tienen no suelen presentar síntomas. En la mayoría de los casos, la osteoporosis se detecta cuando produce fracturas. Aproximadamente el 75% de los pacientes que padecen osteoporosis están sin diagnosticar5,6,7.

Las previsiones sobre el curso de la Osteoporosis es que en 2050 el número de personas mayores de 60 años que la padecen aumente considerablemente. En España, 19,5 millones de personas mayores de 50 años estarán afectadas por esta enfermedad y aumentarán en un 85% el número de fracturas anuales8.

La osteoporosis es la segunda enfermedad que afecta a la salud de más personas después de las enfermedades cardiovasculares. Afecta a más mujeres (1 de cada 3) que a hombres (1 de cada 8)9.

Según la Fundación Nacional de Osteoporosis, 1 de cada 4 mujeres desarrollan osteoporosis y cerca del 50 % de las mujeres mayores de 50 años, sufrirán una fractura relacionada con dicho padecimiento. Esta enfermedad afecta al 35% de las mujeres mayores de 50 años y hasta el 52% de las mayores de 70 años. Una de cada cinco mujeres de más de 50 años tiene, al menos, una fractura vertebral debida a la osteoporosis9.

En España, la prevalencia de densidad mineral ósea baja (osteoporosis densitométrica), medida según criterios de la OMS, se sitúa en torno al 26% en mujeres mayores de 50 años. Puesto que se asocia de manera progresiva a la edad, su frecuencia irá en aumento con el envejecimiento poblacional. En mujeres mayores de 70 años, la prevalencia llega a ser del 24% en la cadera y del 40% en la columna lumbar. En varones mayores de 50 años, la prevalencia de osteoporosis densitométrica es de un 4,8% en columna vertebral y de un 4,4% en cadera, cinco veces más baja que en mujeres. La prevalencia aumenta con la edad, igual que en el grupo de mujeres.

La prevalencia de fractura vertebral por fragilidad es del 21,4% en mujeres mayores de 64 años, cifra similar a la de varones mayores de 60 años. La probabilidad de sufrir una fractura por fragilidad aumenta dramáticamente con la edad; es muy rara antes de los 50 años. La incidencia más elevada de fractura vertebral se sitúa entre los 73 y los 75 años; la de cadera, entre los 80 y los 85 años, y la distal de radio, entre los 65 y los 67 años.

Las fracturas de cadera son las que más mortalidad presentan, además de generar mayor dependencia y gasto sanitario. En España se estima que, en personas mayores de 60-65 años, hay una incidencia de 5,1-6,9 fracturas de cadera por fragilidad por 1.000 habitantes/año, de las que tres cuartas partes se presentan en mujeres. Un tercio de estas ya habían presentado una fractura previa por fragilidad, incluso el 21% en la otra cadera, lo que supone una oportunidad de intervención preventiva. Esta tasa de incidencia es similar a otras declaradas en Europa, aunque inferior a los valores de los países escandinavos y Estados Unidos10.

Se plantea que la prevalencia de osteoporosis es más elevada en los países nórdicos de Europa, Estados Unidos y Canadá que en los países tropicales debido a hábitos y costumbres diferentes de las poblaciones, y marco geográfico11.

Las mujeres de raza blanca caucásica tienen una mayor incidencia de fracturas que las hispanas y que las afroamericanas. Las mujeres asiáticas tienen la mitad del riesgo de sufrir fracturas de cadera por osteoporosis que las mujeres de raza blanca caucásica, aun cuando las caucásicas presentan una menor densidad ósea, posiblemente debido a que tienen un cuello femoral más corto4.

Dada la magnitud del problema, es crucial identificar a la población en riesgo e implementar las medidas preventivas adecuadas.

 

OBJETIVOS

Objetivo general:

  • Conocer la enfermedad de la osteoporosis, mediante una revisión bibliográfica que permita identificar la información necesaria en base al conocimiento científico.

Objetivos específicos:

  • Describir la fisiopatología, clínica, diagnóstico y tratamiento de la osteoporosis.
  • Identificar los factores de riesgo que influyen en la osteoporosis.
  • Establecer la clasificación de los tipos de osteoporosis.

 

METODOLOGÍA

Se desarrolló un protocolo de trabajo en las siguientes etapas: definición de los criterios de selección (criterios de inclusión y de exclusión), búsqueda de los artículos relevantes que han sido publicados, selección de los títulos y resúmenes que cumplen los criterios de selección y análisis de los artículos que representan los estudios potencialmente seleccionados.

Los criterios de inclusión fueron: artículos publicados en castellano, entre 2001 y 2019 y que estén publicados en bases de datos científicas. Los criterios de exclusión fueron: artículos incompletos o de pago y artículos que no abordan de manera explícita sobre las osteoporosis.

Para la identificación de las palabras clave se realizó una búsqueda simple en artículos primarios y se extrajeron las siguientes: “Osteoporosis”, “Osteoporosis relacionado con la edad”, “Anciano”, “Personas mayores”, las cuales fueron consultadas en los Descriptores (DeCS) de la Biblioteca Virtual de Salud. Con el propósito de precisar la búsqueda, se han combinado las palabras clave con el operador booleano “AND”.

Para la búsqueda de los artículos se ha realizado una revisión bibliográfica mediante una búsqueda en las principales bases de datos científicas: Dialnet, Pubmed, Cuiden, Web Of Science, Alcorze, Elsevier, Biblioteca Virtual De La Salud, Medes y Scopus. La búsqueda se realizó en mayo de 2019. Las palabras clave junto con el operador booleano se utilizaron en las bases de datos para precisar la búsqueda.

Tras aplicar los criterios de selección en los artículos encontrados en las bases de datos utilizando las palabras claves y los operadores booleanos se realizó una selección inicial de los estudios a partir de los títulos y resúmenes que analizan la educación que recibieron los ancianos y su influencia en acciones relacionadas con la violencia de género. A continuación, se analizaron los artículos que representan los estudios potencialmente seleccionados.

 

RESULTADOS

La osteoporosis es una enfermedad de los huesos que se caracteriza por una masa ósea baja y una alteración de la estructura del hueso que le da una condición de fragilidad con un aumento del riesgo de fracturas12.

 

FISIOPATOLOGÍA12:

El hueso es un tejido que se forma y destruye continuamente. Las principales funciones del remodelado óseo son sustituir el tejido óseo viejo por joven, aumentando así la resistencia a fracturas. Las células encargadas de este proceso son los osteoclastos (destruyen el hueso – “resorción ósea) y los osteoblastos (forman el hueso), además de otras secundarias que participan en menor medida.

Sin embargo, cuando se presenta la osteoporosis se produce una disfunción en las unidades de remodelado óseo, generando así un balance negativo y un aumento del recambio óseo. Así, dependiendo de la cuantía del balance negativo y del tiempo que éste está presente, dicha pérdida puede dar valores de masa ósea que pertenecen a los clasificados como osteoporóticos.

 

CLÍNICA:

La osteoporosis es una enfermedad que no duele ni presenta sintomatología. La principal manifestación clínica de la osteoporosis es la fractura14. Así, la fractura por fragilidad constituye prácticamente la única complicación clínica de la enfermedad. Son típicas las fracturas espontáneas o por un traumatismo mínimo13.

Los huesos más afectados comúnmente son las vértebras, la extremidad distal del radio (colles), la extremidad proximal del fémur y el húmero12.

 

CLASIFICACIÓN13:

1.- Osteoporosis Primarias: es el grupo más amplio y en ellas no existe una enfermedad que la justifique directamente. Existen:

  • Idiopática juvenil: es un trastorno raro que se presenta entre los 8 y los 14 años. Se caracteriza por traumatismos mínimos repentinos.
  • Idiopática del adulto joven: se observa en varones jóvenes y en mujeres premenopáusicas y su evolución es variable.
  • Osteoporosis postmenopáusica: ocurre en mujeres entre los 51 y 75 años por una pérdida acelerada y desproporcionada de hueso trabecular.
  • Osteoporosis senil: en ambos sexos a partir de los 70 años como consecuencia de un déficit de la función de los osteoblastos.

2.- Osteoporosis Secundarias: aquellas que son consecuencia o manifestación acompañante de otras enfermedades o de su tratamiento.

 

FACTORES DE RIESGO13:

Los factores de riesgo son de gran importancia para la prevención de la aparición de dicha patología, siendo fundamentalmente los siguientes:

  • Menopausia: es la condición de riesgo más importante. La deprivación de estrógenos supone una falta de freno a la acción de los osteoclastos.
  • Edad: con el paso de los años se produce una menor actividad osteoblástica.
  • Genética: tiene una carga relativa en la aparición de la enfermedad.
  • Masa corporal: un IMC más bajo supone un menor riesgo para el desarrollo de osteoporosis debido a una menor carga mecánica sobre el hueso.
  • Estilo de vida: principalmente dieta, hábitos tóxicos y actividad física. Tienen poco peso específico, pero influyen durante toda la vida y se potencian entre sí.
  • Ingesta de calcio: importante desde la infancia.
  • Vitamina D: en nuestro medio una dieta variada y una exposición solar moderada es suficiente.

 

DIAGNÓSTICO:

Históricamente, el primer método para evaluar la masa ósea y definir así la osteoporosis fue el estudio histológico. Sin embargo, actualmente está en desuso.

Los métodos de cuantificación de masa ósea actuales son directos. El más común pero impreciso es la placa radiológica. Sin embargo, otros métodos empleados en la actualidad y que proporcionan mayor fiabilidad y precisión son la densitometría ósea y los ultrasonidos cuantitativos14,15.

 

TRATAMIENTO:

La bibliografía actual destaca la importancia de la detección y abordaje precoz de los factores de riesgo de la osteoporosis como medida eficaz de la prevención de las fracturas osteoporóticas14. La base para la prevención y tratamiento de la osteoporosis se constituye principalmente en adoptar un estilo de vida saludable. Las medidas más eficaces son la realización de ejercicio físico adecuado y moderado, evitar el consumo de tabaco, moderar el consumo de alcohol, revisar la necesidad de la polifarmacia y suspender todo aquel fármaco que no sea necesario, llevar una dieta equilibrada con calcio y mantener una adecuada higiene bucal. Otro factor para tener en cuenta son las caídas, ya que éstas constituyen la principal fuente de las fracturas osteoporóticas. Hay numerosos estudios que demuestran la eficacia del calcio y la vitamina D como factores de prevención para la producción de fracturas por fragilidad. Se recomienda una ingesta de 1000 UI/día de vitamina D3 y de 600 mg/día de calcio para el tratamiento de la patología16.

 

DISCUSIÓN-CONCLUSIÓN

Se evidencia que la osteoporosis es una enfermedad de los huesos con una alta prevalencia en la población mayor de 65 años y en especial en las mujeres. Se trata de una enfermedad de los huesos que se caracteriza por una disminución de masa ósea produciendo una situación de fragilidad al aumentar el riesgo de fracturas. Los huesos más afectados son las vértebras, el radio, el fémur y el húmero. El método de diagnóstico más común es la radiografía y la base del tratamiento es la prevención y los fármacos.

Los estudios clasifican la osteoporosis en dos tipos: osteoporosis primaria, se trata del grupo con más población y en ellas no existe una causa que justifique directamente la enfermedad, y la osteoporosis secundaria, aquella que es consecuencia de otra enfermedad/tratamiento.

Los factores de riesgo de esta enfermedad son la base para la prevención, los más importantes son: la menopausia, los antecedentes de fracturas previas, la historia familiar de osteoporosis y la edad avanzada. Además, es de gran ayuda adoptar un estilo de vida saludable.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Christiansen C. Osteoporosis: Diagnostic and Management today and tomorrow. Bone.2004: 17 (Suppl) 513-6.
  2. Cons Molina F, Morales Torres J: Métodos diagnóstico en Osteoporosis. Vol. Sandoz, ltd.2005.
  3. Carbonell Abella C, Martín Jiménez JA, Valdés y Llorca C. Atención Primaria de Calidad. Guía de Buena Práctica Clínica en Osteoporosis [Internet] 2008 [consultado 5 mayo 2020]; 2. Disponible en: https://www.cgcom.es/sites/default/files/guia_osteoporosis_edicion2.pdf
  4. González Luis Alonso, Vásquez Gloria María, Molina José Fernando. Epidemiología de la osteoporosis. Rev. Colomb. Reumatol [Internet]. 2009 [consultado 5 septiembre 2020]; 16(1): 61-75. Disponible en: http://www.scielo.org.co/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0121-81232009000100005
  5. Nichols K. J. Evaluation of Osteoporosis. J Am Osteopham Assoc 2005, 100 (Suppl) 54-55.
  6. Reyes Llerena Gil A., Prevalencia comunitaria de las enfermedades reumáticas y discapacidad asociada. Trabajo de Tesis Doctoral.2004, MINSAP. Cuba.
  7. Borges López J, González Z, Llerena Gil R et al. Fracturas osteporóticas fatales por caídas en pacientes de la tercera edad: 1990-1999. Rev. Cub Reumatol, 1999, 17:245-250.
  8. Reyes Llerena Gil. A., Osteoporosis: Implementar acciones para su prevención, diagnóstico y tratamiento en A. Latina y Caribe. ¿Cómo se inserta la Sociedad Cubana de Reumatología en este empeño? Rev. Cub Reumatol, 2006, 8: 9-10.
  9. Lugones Botell M. Osteoporosis en la menopausia: Prevención y estrategias terapéuticas actuales. Rev Cubana Obstet Ginecol [Internet]. 2001 [consultado 6 agosto 2020]; 27(3): 199-204. Disponible en: http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0138-600X2001000300004&lng=es.
  10. Gallo Vallejo FJ et al. Osteoporosis, manejo: prevención, diagnóstico y tratamiento. semFYC. [Internet] 2014. [consultado 6 mayo 2020]. Disponible en: https://www.semfyc.es/wp-content/uploads/2016/03/Libro_Osteoporosis14_Def.pdf
  11. Jiménez Bárbaro T, Piñera Andux I, Rodríguez González JA, Rodríguez Soria N, López García Y. Factores de riesgo de osteoporosis en el adulto mayor. Revista Cubana de Reumatología. [Internet] 2009. [consultado 6 agosto 2020]; 11(14). Disponible en: http://files.sld.cu/reuma/files/2012/07/factores-de-riesgo-de-osteoporosis-en-el-adulto-mayor-pdf.pdf
  12. Sosa Henríquez M, Gómez Díaz J. La osteoporosis. Definición. Importancia. Fisiopatología y Clínica. Rev Osteoporos Metab Miner [Internet]. 2010 [consultado 6 mayo 2020]; 2(5):3-7. Disponible en: http://www.revistadeosteoporosisymetabolismomineral.com/pdf/articulos/92010020500030007.pdf
  13. Hermoso de Mendoza MT. Clasificación de la osteoporosis. Factores de riesgo. Clínica y diagnóstico diferencial. An Sist Sanit Navar [Internet]. 2013 [consultado 10 mayo 2020]. 26(3):29-52. Disponible en: http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1137-66272003000600004
  14. Zwart Salmerón M, Fradera Vilalta M, Solanas Saurac P, González Pastorc C, Adalid Vilarc C. Abordaje de la osteoporosis en un centro de atención primaria. Aten Primaria [Internet]. 2004 [consultado 10 mayo 2020]; 33(4):183-187. Disponible en: https://www.elsevier.es/es-revista-atencion-primaria-27-articulo-abordaje-osteoporosis-un-centro-atencion-13058768
  15. Sosa Henríquez, M. Protocolos osteoporosis. [Internet] Sociedad Española de Medicina Interna. [consultado el 10 de mayo de 2020]. Disponible en: https://www.fesemi.org/sites/default/files/documentos/publicaciones/protocolos-osteoporosis.pdf
  16. Sosa Henríquez M, Gómez de Tejada Romero, MJ. Tratamiento de la osteoporosis. Rev Osteoporos Metab Miner [Internet]. 2018 [consultado 18 mayo 2020]; 10(1):13-17. Disponible en: http://revistadeosteoporosisymetabolismomineral.com/2018/09/05/tratamiento-de-la-osteoporosis/