Type to search

Caso clínico y proceso de enfermería en servicio de urgencias en paciente con fractura de fémur.

Categoría: ,
4 junio 2021

AUTORES

  1. Esther Crespo Martín. Graduada en enfermería, escuela universitaria de enfermería Huesca. Experto universitario en geriatría y longevidad para enfermería. Experto universitario de enfermería ante actuaciones en urgencias y emergencias. Enfermera en Hospital Universitario Miguel Servet.
  2. Sheila Navarro Gil. Graduada en enfermería, facultad de ciencias de la salud de la Universidad de Zaragoza. Máster en Urgencias y Emergencias por la Universidad Cervantes. Enfermera en Hospital Universitario Miguel Servet.
  3. Jorge Berdejo Hernández. Graduado universitario en enfermería, escuela universitaria de enfermería Huesca. Experto universitario de enfermería ante las actuaciones de enfermería ante las actuaciones en urgencias y emergencias. Experto en asistencia sanitaria a los accidentados de tráfico. Experto universitario en cuidados de anestesia. Enfermero en Hospital Universitario Miguel Servet.
  4. Marina Uruen Subías. Graduada en enfermería, facultad de ciencias de la salud de la Universidad de Zaragoza. Experto en urgencias y emergencias. Máster en urgencias y emergencias Universidad Pontificia de Salamanca. Enfermera en Hospital Miguel Servet.
  5. Beatriz Pobo Sanz. Graduada Universitaria en enfermería, escuela universitaria de enfermería Huesca. Experto universitario de enfermería ante situaciones de urgencias y emergencias. Enfermera en Hospital Miguel Servet.
  6. Ana Isabel Herrero. Graduada en enfermería, escuela universitaria de enfermería Huesca. Máster universitario en iniciación a la investigación en ciencias de la enfermería por la universidad de Zaragoza. Enfermera en hospital universitario Miguel Servet.

 

RESUMEN

La fractura de fémur constituye un creciente problema de salud pública, siendo la osteoporosis, entre otras enfermedades asociadas como los cambios degenerativos neuromusculares, condicionantes determinantes y agravantes de la lesión. Estas fracturas pertrocantéreas pasan por las protuberancias óseas situadas justo por debajo del cuello. Es muy frecuente en el anciano y más en el sexo femenino ya que tienen osteoporosis más temprano.

El diagnóstico se hace mediante una radiografía y a veces con una resonancia magnética nuclear o tomografía computarizada.

Por lo general, el tratamiento de una fractura de cadera consiste en la cirugía, ya que reduce el tiempo que el paciente tiene que permanecer en cama y reduce el riesgo de que aparezcan problemas graves relacionados con el reposo en cama. La persona puede dar pequeños pasos con andador a los pocos días de la operación, y lo más importante es realizar una buena rehabilitación lo antes posible.

 

PALABRAS CLAVE

Fractura de cadera, caídas, ancianos, movilidad, autoestima.

 

ABSTRACT

The femur fracture constitutes a growing public health problem, with osteoporosis, among other associated diseases such as neuromuscular degenerative changes, determining factors and aggravating the injury. It is very common in the elderly and more in the female sex since they have osteoporosis earlier.

Diagnosis is made by X-ray and sometimes by MRI or CT scan.

In general, the treatment of a hip fracture consists of surgery, since it reduces the time that the patient has to stay in bed and reduces the risk of serious problems related to bed rest. People can take small steps with a walker a few days after the surgical intervention, and the most important thing is to carry out a good rehabilitation as soon as possible.

 

KEY WORDS

Femur fracture, falls, elderly, mobility, self-esteem.

 

INTRODUCCIÓN

Las fracturas de la cadera pueden ser clasificadas mediante las radiografías, en fracturas intracapsulares y fracturas extracapsulares. Se dividen, además, de acuerdo con el nivel del hueso en el que ha ocurrido la fractura (del cuello del fémur, trocantéreas, subtrocantéreas) y la presencia o ausencia de desplazamiento de los fragmentos óseos.1,2

Los pacientes que sufren una fractura de cadera, comúnmente se presentan al servicio de urgencias tras haber sufrido una caída. En la mayoría de los casos son incapaces de caminar y al examinarlos se hace evidente el acortamiento y rotación externa de la extremidad afectada. Con frecuencia tienen dolor en la cadera afectada.1

Actualmente, la fractura de cadera, afecta principalmente a población de edades avanzadas. Las causas más frecuentes son las caídas y la osteoporosis. Este tipo de fractura es importante no sólo por el hecho de tener una fractura si no por las consecuencias que van desde una disminución de la capacidad funcional que suele llevar consigo un aumento de la dependencia, desnutrición, confusión mental, el deterioro en las actividades cotidianas, la pérdida del control de esfínteres e incluso la muerte. Hoy en día, el tratamiento quirúrgico es obligado en la fractura de cadera del anciano, excepto en pacientes con una situación crítica de su estado general. De lo contrario, se verá obligada la inmovilización prolongada, con nefastas consecuencias. El objetivo tras el tratamiento es conseguir el nivel de independencia y de deambulación previo. Para ello no basta con un tratamiento médico y quirúrgico correcto, sino que precisarán de un tratamiento rehabilitador adecuado y de apoyo social, pues muchos de estos pacientes son incapaces de conseguirlo por ellos mismos, ya que presentan un deterioro previo de las condiciones físicas y un deficitario nivel social y económico2,3,4

Los procedimientos quirúrgicos y las placas de fijación interna se determinan según el estado de salud general del paciente y la ubicación de la fractura. Para unos pocos pacientes seleccionados con comorbilidades que no son candidatos a anestesia y cirugía quizá sea necesaria una opción no quirúrgica, como los cuidados compasivos y una unidad de cuidados paliativos. A la mayoría de los pacientes con fracturas de cadera se les puede realizar una intervención quirúrgica para estabilizar la fractura y reducir el dolor. Cuando los pacientes son mayores, es muy importante buscar la causa de la caída, como síncope o accidente cerebrovascular, y evaluar cualquier otra lesión, como fracturas adicionales y lesiones internas.

El diagnóstico se hace mediante una radiografía y a veces con una resonancia magnética nuclear o tomografía computarizada.

Por lo general, el tratamiento de una fractura de cadera consiste en la cirugía, ya que reduce el tiempo que el paciente tiene que permanecer en cama y reduce el riesgo de que aparezcan problemas graves relacionados con el reposo en cama. La persona puede dar pequeños pasos con andador a los pocos días de la operación, y lo más importante es realizar una buena rehabilitación lo antes posible.2,4

 

MÉTODO

Se elabora un plan de cuidados para un paciente con fractura de fémur.

 

PRESENTACIÓN DEL CASO CLÍNICO

Paciente de 92 años acude a urgencias por caída en el baño de casa y presenta dolor de cadera e imposibilidad para la marcha. Presenta rotación externa de pierna izquierda y acortamiento.

Antecedentes:

  • Datos clínicos: HTA, colelitiasis, artrosis de rodilla, ictus con hemiparesia derecha.
  • IQ: fractura de cadera derecha en 2019, cataratas.

Exploración:

Constantes vitales:

  • T.A: 133/73 mmHg.
  • Frecuencia cardíaca: 99 x’.
  • Frecuencia respiratoria: 24 rpm.
  • Temperatura axilar: 35,4 ºC.
  • Saturación: 96%.
  • Glucemia: 140 mg/dl.

Hábitos tóxicos: No

Consciente, orientada en espacio y tiempo, disnea en reposo, frialdad distal, afebril, hemodinámicamente estable, hematoma, edema y tumefacción en cadera izquierda e imposibilidad de caminar desde su caída en casa por la mañana.

Pruebas complementarias: Rx cadera anteroposterior, lateral y axial.

Tratamiento recibido en urgencias: nolotil, tramadol y primperan, gafas nasales a 2 litros.

 

VALORACIÓN ENFERMERA SEGÚN LAS 14 NECESIDADES BÁSICAS DE VIRGINIA HENDERSON

1. NECESIDAD DE RESPIRAR:

Buen mantenimiento de constantes vitales.

2. NECESIDAD DE ALIMENTACIÓN E HIDRATACIÓN: Mantiene una dieta equilibrada. Necesita ayuda parcial para comer y beber. Normohidratada.

3. NECESIDAD DE ELIMINACIÓN: Control de esfínteres. Última deposición esta mañana.

4. NECESIDAD DE MOVERSE Y MANTENER UNA POSICIÓN ADECUADA: Inestabilidad postural y debilidad muscular en su vida diaria. En el momento de la valoración la paciente con imposibilidad de caminar o levantarse de la camilla.

5. NECESIDAD DE SUEÑO Y DESCANSO: Sueño reparador con la toma de lorazepam 1mg.

6. NECESIDAD DE VESTIRSE Y DESVESTIRSE: Parcialmente dependiente.

7. NECESIDAD DE MANTENER LA TEMPERATURA CORPORAL: Paciente afebril.

8. NECESIDAD DE HIGIENE Y PROTECCIÓN DE LA PIEL: Tegumentos limpios, piel aseada. Incapacidad para lavar totalmente el cuerpo.

9. EVITAR LOS PELIGROS DEL ENTORNO: Paciente consciente y orientado. Colaborador.

10. Necesidad de COMUNICARSE: Consciente y orientado.

11. NECESIDAD DE ACTUAR SEGÚN SUS CREENCIAS Y VALORES: Practicante del catolicismo.

12. NECESIDAD DE TRABAJAR Y SENTIRSE REALIZADO: Paciente jubilada desde hace 25 años.

13. NECESIDAD DE PARTICIPAR EN ACTIVIDADES RECREATIVAS: Datos desconocidos.

14. NECESIDAD DE APRENDER: Datos desconocidos.

 

DIAGNÓSTICOS DE ENFERMERÍA (NANDA), INTERVENCIONES (NIC) Y RESULTADOS (NOC)5,6,7

 

00155 Riesgo de caídas r/c inestabilidad postural durante la ejecución de las actividades habituales de la vida diaria (Conocimiento).

  • NOC 1909 conducta de prevención de caídas.

Acciones personales o del cuidador familiar para minimizar los factores de riesgo que podrían producir caídas en el entorno personal.

Indicadores:

    • Colocación de barreras para prevenir caídas mientras la paciente esté en la cama.
    • Uso de zapatos con cordones bien ajustados.
    • Adaptación de la altura adecuada del inodoro.
  • NIC 6490 prevención de caídas.
  • NIC 6480 manejo ambiental: preparación del hogar.

 

00153 Riesgo de baja autoestima situacional relacionado con deterioro funcional (conocimiento)

  • NOC 1603 conducta de búsqueda de la salud.
    • La paciente hace preguntas si tiene dudas.
    • Paciente describe estrategias indicadas por el psicólogo para eliminar la conducta insana.
  • NIC 4350 manejo de la conducta.
    • Hacer que la paciente se sienta responsable de su comportamiento.
    • Establecer hábitos.

 

00148 Temor a la incapacidad física relacionado con deterioro sensorial o físico manifestado porque la paciente dice sentirse asustada a la hora de caminar. (conocimiento).

  • NOC 1210 nivel de miedo.
    • Dificultades de concentración.
    • Dificultades de aprendizaje.
  • NIC 4920 escucha activa.
  • NIC 5340 presencia.

 

DIAGNÓSTICOS DE AUTONOMÍA

Higiene corporal e integridad de la piel y mucosas (suplencia parcial).

    1. Objetivo: facilitar la higiene corporal e integridad de la piel y mucosas de la paciente.
    2. Intervenciones: ayudar a la higiene corporal e integridad de la piel y mucosas y faneras.

Actividades:

  • Explicarle el procedimiento que se le va a realizar en todo momento y pedirle su colaboración.
  • Procurar intimidad y temperatura adecuadas, tanto de la sala como del agua y jabón con el que vamos a realizar el baño.
  • Procurar que la paciente realice todo lo que ella sea capaz de realizar sola como colaborar en la movilización.
  • Secar cuidadosamente y asegurar que los pliegues de la piel queden perfectamente secos.
  • Aplicar mepentol para proteger la piel e hidratarla.
  • Animarle a que realice la higiene bucal tras la comida.

 

PROBLEMAS DE COLABORACIÓN

Infección secundaria a herida de intervención quirúrgica.

  • Objetivo: vigilar la zona de la herida.
  • Actividades:
    • Explicarle que tiene que tener cuidado con la herida y no tocarla.
    • Curar la herida los días indicados por protocolo.

 

CONCLUSIÓN

La paciente ingresará en planta para realizarle la intervención quirúrgica y se seguirán los procedimientos de enfermería redactados en este artículo hasta su intervención.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Sebastián Muñoz G, Jorge Lavanderos F, Loreto Vilches A, Miguel Delgado M, Karina Cárcamo H, Stephania Passalaqua H, Fractura de cadera, cuadernos de cirugía, Revitas electrónicas UACH, [internet], 2018 mayo, vol.22, [citado 2021 18 abril], Disponible en: http://revistas.uach.cl/index.php/cuadcir/article/view/2513
  2. Laura Jara, Aroa Delgado, Monografía: La fractura de cadera en el paciente mayor. La importancia del papel del a enfermera en la rehabilitación precoz, [internet], 2014 febrero, [citado 2021 19 abril], Disponible en: https://repositorio.unican.es/xmlui/bitstream/handle/10902/4625/%5B1%5D%20JaraPerezL.pdf?sequence=1
  3. Negrete Corona J, Alvarado Soriano JC, Reyes Santiago, et al, Fractura de cadera como factor de riesgo en la mortalidad en pacientes mayores de 65 años. Estudio de casos y controles, [internet], 2014 diciembre, vol.28, nº6, [citado 2021 17 abril], Disponible en: http://www.scielo.org.mx/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S2306-41022014000600003
  4. Pablo Airam Pareja-Ríos, Fractura de cadera en el anciano. A propósito de un caso, [internet], 2014 enero, vol.8, [citado 18 abril], Disponible en: https://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1988-348X2014000100009
  5. Nanda International Herdman THed. KamitsururSed. Diagnósticos Enfermeros. Definiciones Y Clasificación. 2015-2017. Edición Española. Barcelona: Elsevier; 2015.
  6. Moorhead S, Johnson M, Maas ML., Swanson E. Clasificación de Resultados de Enfermería (NOC). 5ª Edición. Barcelona: Elsevier; 2014.
  7. Bulecheck GM, Butcher HK, Dochterman JM, Wagner CM. Clasificación de Intervenciones de Enfermería (NIC). 6º Edición. Barcelona: Elsevier; 2014.