Type to search

Aumento de la viabilidad de los injertos grasos con el uso de plasma rico en plaquetas. Revisión bibliográfica.

Categoría: ,
19 julio 2021

AUTORES

  1. María Rosana Hernández Vicente, Facultativo Especialista del Servicio de Cirugía Plástica del Complejo Asistencial Universitario de Salamanca.

 

RESUMEN

Antecedentes: el plasma rico en plaquetas (PRP) juega un papel decisivo en la reparación y regeneración de diferentes tejidos mediante la activación y secreción de una gran variedad de factores de crecimiento y otras citocinas almacenadas en los gránulos alfa de las plaquetas.

 

Métodos: Se realizaron búsquedas en línea de Pubmed y Google Scholar hasta noviembre de 2020. La revisión incluyó estudios con criterio de valoración clínico en los que el efecto del PRP sobre la viabilidad del injerto de grasa

 

Resultados: La revisión comprendió 45 estudios con un grupo de control y 9 estudios clínicos en humanos. También incluyó estudios comparativos realizados con otras estrategias de prosupervivencia en combinación con la fracción vascular estromal y PRP. Los resultados indican que el PRP puede tener un efecto positivo dependiente de la dosis en los injertos de grasa.

 

Conclusiones: Como conclusión final podemos decir que el potencial de los factores de crecimiento para mejorar la supervivencia de los injertos de grasa se está convirtiendo en un área de investigación prometedora, el PRP puede tener un efecto dosis-dependiente positivo en los injertos de grasa además de tener una complicación muy baja. Velocidad. Sin embargo, serán necesarios más estudios.

 

PALABRAS CLAVE

Lipofilling, PRP, trasplante de grasa, lipomodelado, injerto de grasa.

 

ABSTRACT

Background: Platelet-rich plasma (PRP) plays a decisive role in the repair and regeneration of different tissues via the activation and secretion of a great variety of growth factors and other cytokines stored in the alpha-granules of the platelets.

 

Methods: Online searches of the Pubmed and Google Scholar until November 2020 were conducted. The review included studies with clinical end point in which the effect of PRP on the viability of the fat graft

 

Results: The review comprised 45 studies with a control group and 9 clinical studies of humans. It also included comparative studies performed with other prosurvival strategies combined with the stromal vascular fraction and PRP. The results indicate that PRP may have a dose dependent positive effect on fat grafts

 

Conclusions: As a final conclusion we can say that the potential of growth factors to improve the survival of fat grafts is becoming a promising area of research, PRP may have a positive dose-dependent effect on fat grafts in addition to having a very low complication rate. However, further studies will be necessary.

 

KEY WORDS

Lipofilling, PRP, fat transplantation, lipomodelling, fat grafting.

 

INTRODUCCIÓN

El PRP se utiliza principalmente por su papel en la bioestimulación del fibroblasto cutáneo, y como biopotenciador de los injertos grasos. Se trata de una herramienta reconstructiva novedosa, con numerosos artículos publicados al respecto para acabar de establecer las propiedades capaces de mejorar las características de un gran número de células de nuestro organismo1.

 

En 1893, Neuber transfiere piezas de tejido graso hacia zonas de atrofia. En 1895, después de extirpar un tumor benigno, Czerny trasplantó parte de un lipoma para corregir un defecto de la mama. Lexer, en 1910, usó lipoimplantes para corregir hemiatrofia y aumento de volumen malar. Illouz mejora varias de las técnicas de lipoimplante en los años 80. A finales de 1980, Coleman desarrolla la técnica Lipostructure™ mejorando la supervivencia del implante. En 1990 se incrementaron en forma importante los procedimientos de liposucción e implantes posterior a la introducción de la técnica tumescente de Klein2.

 

Se ha observado que los injertos grasos presentan un potencial de regeneración tisular además de ser un moderador inmunológico, mejorar las alteraciones isquémicas y secuelas postradioterapia3,4. Sin embargo, la mayor limitación de la técnica la encontramos en la supervivencia celular y en la necrosis grasa, entendida como hipoxia, fibrosis y quistes grasos.

 

Múltiples estudios han intentado combinarlos con la fracción estromal vascular (SVF), insulina, eritropoyetina, Interleucina 8 y con Plasma Rico en Plaquetas (PRP) siendo ésta última la más popular. Obtenida mediante separación de componentes por centrifugación y activándose con Trombina y CaCl2. Las plaquetas van a ser clave en la regeneración por liberación de citocinas y factores de crecimiento que activan la angiogénesis.

 

MATERIAL Y MÉTODO

Se lleva a cabo una revisión bibliográfica sobre la literatura científica existente del papel del PRP en la supervivencia de injertos grasos. Se ha realizado una búsqueda sistemática de artículos en las principales bases de datos: Pubmed, Medline, Scielo, y Google Scholar seleccionando artículos científicos procedentes de publicaciones académicas revisadas, y se han usado los siguientes descriptores o keywords: lipofilling, PRP, fat transplantation, lipomodelling, fat grafting. Revisando artículos hasta enero de 2020, seleccionando artículos con características de reviews, cohortes, clínicos y caso control. Se han excluidos artículos ortopédicos y curación de heridas.

 

RESULTADOS

Obtenemos un total de 45 artículos reviews: 6 casos control y 9 clínicos.

 

Dividimos en estudios realizados en animales, siendo estadísticamente significativos donde se usa PRP más injertos grasos macroscópicamente e histológicamente, el método de activación fue tombina + CaCl2 ó CaCl2 sólo. Un estudio no tuvo efecto en la supervivencia y no usaba activador.

 

Nakamura con 20% vol. /vol. de activador frente al control incrementa la granulación y angiogénesis y se mantenían los adipocitos 120 días frente a los 20 días del control5.

 

Estudios animales Pires Fraga combinan con 1 ml de PRP activado o 1 ml de solución salina en el control antes (0,8: 1). Mayor peso de grasa y la supervivencia tras PRP. En el control se encontraron necrosis y fibrosis. (proporcion1: 1.) tanto a las 8 y 12 semanas, el uso del PRP presentó reacción inflamatoria menor y menos quistes oleosos6.

 

Sólo un estudio los efectos de ‘segunda generación rico en plaquetas de fibrina (PRF) (en un 0.2ml: Relación de 2 ml) presentó una mayor densidad de los microvasos y el tejido adiposo viable La resorción 24 semanas más bajos que los del grupo control. Este estudio también mostró que la combinación de PRF y SVF logró una mayor supervivencia en los gránulos adiposas que cuando se aplican por separado7.

 

Estudios clínicos En 2006, Serra-Renom , en una serie de 36 injertos de grasa facial mediante el Coleman+ PRP en 20% (activado CaCl2). Entre 8 y 12 ml de grasa y PRP se inyecta en la región malar, 2-4 ml se utilizó en los pliegues nasolabiales. Mostró fotografías al mes, 6 meses y 1 año después del procedimiento tuvo un rendimiento entre 90% en la zona malar y el 50% en los pliegues nasolabiales8.

 

En 2009, Cervelli 25 pacientes grasa y PRP faciales. El sistema Cascade-Esforax (1100 g durante 10 min) usando Ca2 (0,5 ml) se combinó con 1 ml de grasa. 70% vol de rendimiento en comparación con sólo el 31% en el control9.

 

En 2013, también Cervelli usó 0.5-0.2 ml por mililitro de grasa para pacientes con enfermedad de Romberg. Presentaron tasas de absorción más bajas en concentraciones más altas de PRP (0,5 o 0,4 ml de PRP vs 0,2 o 0,3 ml de PRP / ml de grasa)10.

 

Usando la Fracción estromal vascular SVF (Cellution sistema) un estudio de 13 pacientes con PRP más factores de crecimiento (FG) ,10 pacientes grasa Coleman. El volumen de cada mama fue 197,7 ml. Después de 12 meses el PRP y SVF favorecen la supervivencia del tejido adiposo (p ≤ 0,0001). En volumen eran 63% en los pacientes tratados con SVF-FG, de 69% en los pacientes tratados con PRP -FG combinado, y el 39% en la grasa por sí sola11.

 

Un estudio con 100 mujeres con secuelas de cáncer de mama 50 pacientes infiltraron PRP y grasa 1: 2 (0,5 ml PRP por cada 1 ml de grasa) con un volumen promedio de 120 ml12. En 1 año de seguimiento el grupo tratado con PRP obtuvo un prendimiento del 69% frente al 39% en el grupo de control, y el porcentaje de reabsorción fue de 15,36% a los 6 meses y 28.23% en el control, validado mediante técnicas de RMN13.

 

CONCLUSIONES

El plasma rico en plaquetas es una matriz de factores de crecimiento que crean un ambiente favorable para la regeneración tisular. Activan señales citoplasmáticas iniciando la fosforilación de la tirosin kinasa. (PDFG, VEGF, FGF, IGF, EFG, TGF-b. BMP) que inducen la expresión de genes específicos14.

 

El potencial de supervivencia de injertos grasos varía con las concentraciones de PRP. Numerosos estudios exponen que una concentración favorable, estará en torno a 0.4 y 0.5 ml de PRP por ml de grasa (1:2). Salgaredo usa concentraciones (1:2), pero presenta limitaciones en la reconstrucción mamaria debido al gran volumen del PRP necesario15. Que si puede ser más factible en tratamientos estéticos faciales, donde la cantidad de volumen infiltrado es mucho menor.

 

El mecanismo fisiológico subyacente para aumentar la supervivencia es mediante la inducción de la angiogénesis, ya que la isquemia temprana tras la inyección es el factor más importante. Para la estimulación de factores como el VEGF, PDGF, o el FGF. Además existe una estimulación directa de la adipogénesis16.

 

Existe una modulación de la inflamación a través del TGF- beta, que previene el reclutamiento leucocitario. Estudios llevados a cabo in vitro muestran que el PRP inhibe las ciclooxigenasas COX-1, COX- 2. Y activa las PGE. Además favorece la proliferación de fibroblastos y actuaría como un soporte celular17.

 

Como conclusión final podemos decir que el potencial de los factores de crecimiento para mejorar la supervivencia de los injertos de grasa se está convirtiendo en un área de investigación prometedora, el PRP puede tener un efecto positivo dosis-dependiente en los injertos de grasa además de poseer una tasa muy baja de complicaciones. Sin embargo serán necesarios nuevos estudios.

 

El futuro está en el desarrollo de sistemas vectores de factores de crecimiento o terapias celulares para enriquecer los injertos de grasa y mejorar su supervivencia.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Kakudo N, Minakata T, Mitsui T, Kushida S, Notodihardjo FZ, Kusumoto K. Proliferation-promoting effect of platelet-rich plasma on human adipose-derived stem cells and human dermal fibroblasts. Plast Reconstr Surg. 2008; 122:1352-60.
  2. Butterwick KJ. Autologous fat transfer: evolving concepts and techniques. Chapter 28 in Surgery of the Skin, Second Edition. Elsevier 2010. pp. 469-483.
  3. Gutowski KA; ASPS Fat Graft Task Force. Current applications and safety of autologous fat grafts: a report of the ASPS fat graft task force. Plast Reconstr Surg. 2009; 124: 272-280.
  4. Gir P, Brown SA, Georgette O, Kashefi N, Mojallal Ali, Rohrich RJ. Fat grafting: evidence-based review on autologous fat harvesting, processing, reinjection and storage. Plast Reconstr Surg. July. 2012; 130: 249-258.
  5. Nakamura S, Ishihara M, Takikawa M, Murakami K, Kishimoto S, Nakamura S, Yanagibayashi S, Kubo S, Yamamoto N, Kiyosawa T. Platelet-rich plasma (PRP) promotes survival of fat-grafts in rats. Ann Plast Surg. 2010 Jul;65(1):101-6. ].
  6. Pires Fraga MF, Nishio RT, Ishikawa RS, Perin LF, Helene A Jr, Malheiros CA. Increased survival of free fat grafts with platelet-rich plasma in rabbits. J Plast Reconstr Aesthet Surg. 2010 Dec;63(12):e818-22.
  7. Liu R, Long Y, Liu L, Zhao X. Effect of Platelet-Rich Fibrin on Fat Grafting in Animal Models: A Meta-Analysis. Aesthetic Plast Surg. 2020.
  8. Serra Renom J.M., Muñoz del Olmo J.L., Gonzalo Caballero C.. Uso de factores de crecimiento plaquetar unidos a injertos de grasa para lipofiling facial en ritidectomía. Cir. plást. iberolatinoam. 2006 ;  32( 3 ): 191-197.
  9. Cervelli V, Gentile P. Use of platelet gel in Romberg syndrome. Plast Reconstr Surg. 2009 Jan;123(1):22e-23e.
  10. Cervelli V, Bocchini I, Di Pasquali C, De Angelis B, Cervelli G, Curcio CB, Orlandi A, Scioli MG, Tati E, Delogu P, Gentile P. P.R.L. platelet rich lipotransfert: our experience and current state of art in the combined use of fat and PRP. Biomed Res Int. 2013; 434-491.
  11. Gentile P, Orlandi A, Scioli MG et al (2012) A comparative translational study: the combined use of enhanced stromal vascular fraction and platelet-rich plasma improves fat grafting maintenance in breast reconstruction. Stem Cells Transl Med 1:341–351.
  12. Gentile P, Di Pasquali C, Bocchini I et al (2013) Breast reconstruction with autologous fat graft mixed with platelet-rich plasma. Surg Innov 20:370–376.
  13. Fiaschetti V, Pistolese CA, Fornari M et al (2013) Magnetic resonance imaging and ultrasound evaluation after breast autologous fat grafting combined with platelet-rich plasma. Plast Reconstr Surg 132:498e–509e.
  14. Bennett NT, Schultz GS (1993) Growth factors and wound healing: biochemical properties of growth factors and their receptors. Am J Surg 165:728–737.
  15. Serra-Mestre JM, Serra-Renom JM, Martinez L, Almadori A, D’Andrea F. Platelet-rich plasma mixed-fat grafting: a reasonable prosurvival strategy for fat grafts? Aesthetic Plast Surg. 2014 Oct;38(5):1041-9.
  16. Eppley BL, Woodell JE, Higgins J (2004) Platelet quantification and growth factor analysis from platelet-rich plasma: implications for wound healing. Plast Reconstr Surg 114:1502–1508.
  17. El-Sharkawy H, Kantarci A, Deady J et al (2007) Platelet-rich plasma: growth factors and pro- and antiinflammatory properties. J Periodontol 78:661–669.