Type to search

Alimentos ultraprocesados y sus efectos nocivos. Artículo monográfico.

Categoría: ,
23 julio 2021

AUTORES

  1. Andrea Remacha Rodríguez. Máster de Iniciación en Investigación en Ciencias de la Enfermería. Enfermera en Hospital Universitario Gregorio Marañón (Madrid, España).
  2. Cristina López Hernández. Máster en Gerontología Social. Enfermera en Hospital Universitario Miguel Servet (Zaragoza, España).
  3. Mireya Layunta Hernández. Máster en Gerontología Social. Enfermera en Hospital Universitario Miguel Servet (Zaragoza, España).
  4. Carlos Alberto Luna Gandú. Máster de Iniciación en Investigación en Ciencias de la Enfermería y Máster de Gestión en Dirección de Centros Sanitarios. Enfermero en Hospital Clínico Lozano Blesa (Zaragoza, España).
  5. Teresa Rodríguez Romero. TCAE en Hospital Materno Infantil de Zaragoza, España.

 

RESUMEN

Introducción: Según la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO/OMS), el procesamiento de alimentos es cualquier cambio realizado en un alimento con el objetivo de transformar sus características o su vida útil.

 

Objetivo: Examinar la literatura publicada y el conocimiento científico actual sobre los alimentos ultraprocesados y sus efectos nocivos en la salud.

 

Material y método: Para poder evaluar la investigación sobre los alimentos ultraprocesados y sus efectos nocivos se utilizaron las bases de datos de Pubmed, Science Direct, Scielo y Dialnet, con la combinación de palabras clave como “alimentos”, “ultraprocesados”, “enfermedad”. Como criterios de inclusión y exclusión se utilizaron el idioma (español o inglés) y fecha de publicación (a partir de 2017).

 

Conclusiones: El incremento de los alimentos ultraprocesados sumado a la falta de actividad física y políticas saludables desencadena la aparición de sobrepeso u obesidad, factor de riesgo íntimamente ligado a determinadas enfermedades no transmisibles.

 

PALABRAS CLAVE

Alimentos, enfermedad, obesidad, ultraprocesados.

 

ABSTRACT

Introduction: According to the Food and Agriculture Organization of the United Nations (FAO / WHO), food processing is any change made in a food with the aim of transforming its characteristics or its useful life.

 

Objective: To examine the published literature and current scientific knowledge on ultra-processed foods and their harmful effects on health.

 

Material and method: In order to evaluate the research on ultra-processed foods and their harmful effects, the Pubmed, Science Direct, Scielo and Dialnet databases were used, with the combination of keywords such as “food”, “ultra-processed”, “disease ”. Language (Spanish or English) and publication date (as of 2017) were used as inclusion and exclusion criteria.

 

Conclusions: The increase in ultra-processed foods added to the lack of physical activity and healthy policies triggers the appearance of overweight or obesity, a risk factor closely linked to certain non-communicable diseases.

 

KEY WORDS

Food, disease, obesity, ultra-processed.

 

INTRODUCCIÓN

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO/OMS)1, el procesamiento de alimentos es cualquier cambio realizado en un alimento con el objetivo de transformar sus características o su vida útil.

 

Los alimentos ultraprocesados son pobres en probióticos y prebióticos. A su vez son altos en azúcares, grasas trans y sal. Estos afectan de manera directa en el microbioma intestinal, el cual está relacionado con el sistema inmunológico. Un microbioma deficiente aumenta la glucosa y el colesterol, disminuye el tránsito intestinal y la saciedad, relacionados directamente con la obesidad, la cual genera un mayor riesgo de desarrollar síndrome metabólico, diabetes mellitus tipo 2 e hipertensión2.

 

Los condimentos industrializados, al igual que los ultraprocesados, también poseen gran cantidad de sodio, mayormente de glutamato monosódico y sal, añadido con intención de mejorar el sabor3.

 

La OMS recomienda que no se supere el 10% de la ingesta de azúcares libres o agregados, un máximo de 2 gramos de sodio al día o 5 gramos de sal al día y una ingesta inferior al 1% de grasas trans4.

 

Obesidad y alimentos ultraprocesados:

La obesidad es un grave problema de salud pública5. La prevalencia de obesidad en niños y adolescentes va en aumento desde 1975. El consumo de ultraprocesados y la disminución de actividad física encabezan este incremento6.

 

Además, cabe destacar que este tipo de alimentos son hiperpalatables. Anulan los mecanismos de saciedad haciendo que las combinaciones sensoriales de estos alimentos sean menos saciantes, llevando a un consumo excesivo de los mismos, y por lo tanto un superávit calórico7.

 

La OMS, en 2015 presentó un informe recalcando la necesidad de realizar políticas saludables para mejorar la alimentación y prevenir las enfermedades no transmisibles. Entre las políticas podemos encontrar el subsidio a frutas y verduras, así como un impuesto en alimentos o bebidas con alto contenido de grasas saturadas y trans, azúcares libres o sal8.

 

Uno de los mejores recursos, son las guías alimentarias, que tienen como objetivo promocionar una alimentación saludable y pueden servir como herramientas muy útiles para la prevención de la obesidad5.

 

Siguiendo las recomendaciones no es necesario incluir ningún alimento o bebida rico en azúcar en la alimentación, ya que podrían significar una fuente de calorías innecesarias en las dietas de niños, adolescentes y adultos. La OMS recomienda no sobrepasar el 5% o 10% de las necesidades diarias de energía con estos alimentos9.

 

Influencia social:

El incremento de consumo de ultraprocesados se ve influenciado por los medios televisivos y actualmente también por las redes sociales. UNICEF en el año 2014 indicó que una exposición mínima de 30 segundos es capaz de influenciar en la decisión de elegir este tipo de productos.

 

Además la emisión de estos anuncios se suele dar en horarios infantiles y de máxima audiencia, asociándose a un aumento en el sobrepeso de los niños que se exponen a estos comerciales10.

 

La adolescencia es el periodo donde más hábitos alimenticios inadecuados se observan. La omisión de comidas, el horario irregular y los alimentos ultraprocesados también incrementan el sobrepeso y la obesidad11.

 

Su alto consumo también está relacionado con su facilidad del almacenamiento, rápida preparación, gran disponibilidad y accesibilidad económica, ya que son más baratos que otros productos de mayor calidad12.

 

CONCLUSIONES

El incremento del consumo de alimentos ultraprocesados se ve influenciado entre otros por una baja educación nutricional, políticas inadecuadas, influencias sociales y por las propias características de los mismos, haciéndolos económicos, accesibles y baratos.

 

Todo ello sumado a la escasez de actividad física y el superávit calórico desencadenan en la aparición de sobrepeso u obesidad, los cuales son importantes factores de riesgo en el desarrollo de enfermedades como la hipertensión, diabetes mellitus o enfermedades cardiovasculares.

 

Una buena educación para la salud, el fomento de la actividad física y unas políticas saludables son necesarios para acabar con una de las pandemias del siglo XXI, la obesidad.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Babio N, Casas, P, Salas J. Alimentos ultraprocesados. Revisión crítica, limitaciones del concepto y posible uso en salud pública. Unidad de Nutrición Humana. Universitat Rovira i Virgili. 2020.
  2. Moreno L, Flores E, del Carmen M, García-García J, Ceballos M. Los alimentos ultra procesados, su efecto en el microbioma intestinal, su relación con el COVID-19 y algunas enfermedades crónicas no transmisibles. 2021; 13(2): 28-34.
  3. Schimidel L, Schade J, Herzog J, Teixeira M, Silva S, Bisi C. Relación sodio/potasio urinario y consumo de condimentos industrializados y alimentos ultraprocesados. Nutrición Hospitalaria. 2019; 6(1):125-132.
  4. Meza E, Nuñez B, Maldonado O. Evaluación de la composición nutricional de alimentos procesados y ultraprocesados de acuerdo al perfil de alimentos de la Organización Panamericana de la Salud, con énfasis en nutrientes críticos. Mem. Inst. Investig. Cienc. Salud. 2018; 16(1): 54-63.
  5. Bortolini A, Moura P, de Lima C, Moreira M, Medeiros O, Diefenthaler M, Oliveira L. Guías alimentarias: estrategia para reducir el consumo de alimentos ultraprocesados y prevenir la obesidad. Revista Panamericana de salud pública. 2019; 43(1): e59-e59.
  6. Lozano M, Hermoza V, Arellano C, Hermoza H. Relación entre ingesta de alimentos ultraprocesados y los parámetros antropométricos en escolares. Revista Médica Herediana. 2019; 30(2): 68-75.
  7. 7 .Martí A, Calvo C, Martínez A. Consumo de alimentos ultraprocesados y obesidad: una revisión sistemática. Nutr. hosp. 2020.
  8. Carreras J, Cuello A, Niro J. Alimentos ultraprocesados: relación con el sobrepeso, la obesidad y el riesgo cardiovascular por score Framingham (Bachelor’s thesis). 2017.
  9. Velasquez V. Consumo de Alimentos y Bebidas Ultra procesados en adultos durante el periodo de cuarentena por la Pandemia de COVID-19. 2020.
  10. Ciprian A. Publicidad alimentaria televisiva y en redes sociales en relación al consumo de alimentos ultraprocesados y estado nutricional en escolares, Santa Anita [Tesis]. Lima: Universidad Nacional Mayor de San Marcos, Facultad de Medicina, Escuela Profesional de Nutrición; 2021.
  11. Monteles L, Santos D, Gomes O, Pacheco T, Gonçalves M. Impacto del consumo de alimentos ultraprocesados en el estado nutricional de adolescentes. Revista chilena de nutrición. 2019; 46(4): 429-435.
  12. Villagrán M, Ocampo X, Martínez-Sanguinetti A, Petermann F, Celis C. Alimentos ultraprocesados y su rol en la prevención de la obesidad. Revista chilena de nutrición, 2021; 48(1): 126-128.