Type to search

Actuación en la retención aguda de orina en el servicio de urgencias.

8 diciembre 2021

AUTORES

  1. Henar Retavé Olmedo, enfermera de urgencias Hospital Universitario Miguel Servet.
  2. Silvia Barceló Guallar, enfermera de urgencias Hospital Universitario Miguel Servet.
  3. Alicia Plumed Herranz, enfermera de urgencias Hospital Universitario Miguel Servet.
  4. Esther Martín Martín, enfermera de urgencias Hospital Universitario Miguel Servet.
  5. Eva Perea Cabeza, enfermera de urgencias Hospital Universitario Miguel Servet.
  6. Mª Luisa Diaz Merino, enfermera de urgencias Hospital Universitario Miguel Servet.

 

RESUMEN

La retención aguda de orina, AUR, es la incapacidad de la orina para salir de la vejiga, siendo retenida inicialmente. Generalmente se acompaña de dolor y puede deberse a diversas causas.

 

PALABRAS CLAVE

Retención aguda de orina.

 

ABSTRACT

The acute retention of urine, AUR, is the inability of the urine to leave the bladder, being retained in it. It is generally accompanied by pain and can be due to various causes.

 

KEY WORDS

Acute urine retention.

 

INTRODUCCIÓN

La retención aguda de orina, RAO, es la incapacidad de la orina para salir de la vejiga, quedando en ella retenida. Generalmente está acompañada de dolor y puede deberse a diversas causas. Habitualmente la RAO se resuelve con el Sondaje Vesical, se trata de una técnica invasiva realizada habitualmente por enfermería que consiste en la introducción de un catéter a través de la uretra hasta llegar a la vejiga para eliminar la orina. El sondaje puede ser intermitente o incluso fijo si se deja de forma permanente en el paciente cambiándose el catéter de forma periódica. También puede tener carácter diagnóstico o terapéutico. El mayor riesgo del sondaje vesical al tratarse de una técnica invasiva es la provocación de una infección en el tracto urinario, ITU. Los síntomas más comunes de la RAO son: dolor en la parte inferior del abdomen, ansiedad y agitación debido a la incapacidad de eliminar la orina y palpación de una masa por encima del pubis que no es móvil. Produciéndose principalmente en varones la causa más frecuente es la hiperplasia benigna de próstata, pero también pueden ser: Estenosis de uretra, litiasis urinaria, cáncer de próstata, patología vesical (vejigas neurógenas…) cuerpos extraños, postquirúrgicas, traumatismo incluyendo los intentos de sondaje vesical fallidos o malformaciones congénitas 1.

 

OBJETIVOS

∙ Qué es la RAO.

∙ Causas de la RAO.

∙ Detección de síntomas y qué hacer ante su aparición.

∙ Técnica del sondaje vesical.

 

METODOLOGÍA

Se ha realizado una búsqueda bibliográfica en las siguientes bases de datos: Dialnet, Cochrane y el buscador Google Académico. Las palabras claves para la búsqueda han sido: retención aguda de orina, signos y síntomas.

 

RESULTADOS

Se ha objetivado que el 90% de las retenciones en varones se deben a una hiperplasia benigna de próstata. Se trata de una situación urgente en la que será necesario acudir a un servicio de urgencias y si se confirma hacer un sondaje vesical para eliminar la orina. Una vez que el diagnóstico está hecho se coloca la sonda vesical, técnica llevada a cabo en primera instancia por el personal de enfermería, pero en ocasiones esta tarea puede ser complicada por lo que la técnica se delegaba a el personal médico de urología.

A continuación mostramos como ejemplo un caso real de RAO en un servicio de urgencias y la forma de actuar: Acude a urgencias un varón de 84 años con incapacidad para orinar.

Antecedentes personales: Adenocarcinoma de próstata Gleason 6 PSA 14. No IQ.

Medicación habitual: Tamsulosina 0.4mg, septrin forte 800/160mg, spiriva, dilutol 5 mg, ramipril 5 mg, eutirox 50mg, No alergias medicamentosas conocidas hasta la fecha.

Enfermedad actual: Paciente de 84 años que acude al servicio de urgencias por imposibilidad de orinar. Palpación de globo vesical. Se canaliza Sonda Vesical de 14 ch sin dificultad, salida de orina clara, se pinza y despinza SV y ésta se deja a bolsa. Se recomienda al paciente citarse con este informe en urólogo de área para control.

Tal y como se manifiesta en el ejemplo anterior la forma de actuar ante una RAO puede resolverse con el sondaje vesical llevado a cabo por el personal de enfermería.

Antes de realizar un sondaje vesical hay que asegurarse de que no existe ninguna contraindicación para que sea realizado, como por ejemplo la intervención quirúrgica reciente, en tal caso debería ser valorada por el servicio de UROLOGÍA. Ante una situación como la del ejemplo anterior en la que enfermería realiza la técnica del sondaje vesical para resolver la RAO, el procedimiento sería el siguiente:

El sondaje vesical es la introducción de una sonda a través de la uretra para llegar a la vejiga y poder eliminar la orina. Lo primero que debemos hacer es preguntar al paciente por experiencias anteriores traumáticas y antecedentes urológicos. También debemos explorar el meato urinario.

Una vez que tenemos toda esta información elegimos que sonda vamos a utilizar. Existen diversos tipos de sonda, debemos utilizar siempre el menor calibre posible, y dependiendo del tiempo que llevará el paciente la sonda podemos utilizar una sonda para sondaje permanente (Foley) o para sondaje intermitente (Nelaton). Habitualmente utilizaremos una sonda FOLEY de dos luces.

 

Preparamos todo el material:

  • Sonda.
  • Lubricante.
  • Paño estéril.
  • Gasas estériles.
  • Jeringa de 10ml.
  • Agua para infusión o suero fisiológico, 10 ml.
  • Bolsa de orina.
  • Esponja y gasas con povidona yodada para realizar el aseo de la zona.

Una vez que tenemos todo preparado podemos comenzar con la técnica ayudados por el TCAE:

  1. Colocación de guantes estériles
  2. Colocación del campo y materiales estériles sobre el paño.
  3. Lubricar abundantemente la zona de inserción y la punta de la sonda.
  4. Colocar el pene (en varones) de forma perpendicular al tronco y tirar ligeramente.
  5. Introducir la sonda a través de la uretra con movimientos suaves.
  6. Cuando vemos salir la orina a través del catéter ya podemos hinchar el globo de la sonda con la jeringa y el agua para inyección.
  7. Asegurarnos que la orina fluye hasta la bolsa de orina.
  8. Ver qué cantidad de orina sale, si la retención supera los 300 ml deberemos pinzar la sonda para parar la eliminación repentina de orina durante 15 minutos y despinzar pasados estos minutos, continuar con el mismo procedimiento hasta que la orina deje de fluir.
  9. Colgar la bolsa a una altura inferior a la vejiga y evitando que toque el suelo.
  10. Registrar el procedimiento.

 

CONCLUSIÓN

En la mayoría de las ocasiones el paciente tras el sondaje vesical, si la orina es clara y no hay ningún problema asociado, es dado de alta por el médico y se va a su domicilio con un sondaje vesical, que llevará puesto durante unos días. Es de vital importancia antes de que el paciente se vaya su domicilio explicarle el manejo de la sonda y como eliminar la orina: Daremos al paciente un tapón para la sonda vesical e indicaremos cómo retirarlo para eliminar la sonda en el wc cada dos/tres horas. También indicaremos cómo poner y retirar la bolsa durante la noche para evitar acudir al wc cada tres horas favoreciendo así el descanso.

Pasado el tiempo indicado por el médico el paciente acudirá a un centro especializado para la retirada de la sonda y también al servicio de urología para valorar las causas de la retención, si así se considera necesario.

Existen algunas complicaciones que pueden aparecer tras el sondaje vesical, como por ejemplo la hematuria y la aparición de coágulos procedentes de la vejiga, en este caso será el médico responsable quién indique qué hacer con el paciente: lavados vesicales o valoración por Urología.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Retención aguda de orina (RAO) – aeuexp [Internet]. aeuexp. 2021 [citado el 28 de octubre de 2021]. Disponible en:https://aeuexp.aeu.es/areas-de-experiencia/signos-y-sintomas/retencion-aguda-de-orina-rao/